Audionica

Contaminación acústica

La contaminación acústica se genera por el ruido excesivo provocado por actividades humanas como el tráfico o las industrias. Un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), considera los 70 dB (A), como el límite superior deseable. En España, se establece como nivel de confort acústico los 55 dBA. Según varios estudios realizados por la Unión Europea, aproximadamente 170 millones de personas están expuestas a unos niveles de entre 55 y 65 dBA, mientras que 80 millones de personas se exponen en el día a día a niveles superiores de 65 dBA.

 

El exceso de ruido puede causar daños en la calidad de vida de las personas provocando efectos negativos en la salud auditiva, física y mental de éstos.

 

A este tipo de ruidos molestos se los considera como ruidos contaminantes.

 

Como hemos mencionado anteriormente el origen de la contaminación acústica proviene de las actividades humanas, algunos ejemplos evidentes son el transporte, sobre todo el tráfico en grandes ciudades, las obras y la construcción, las fábricas o las industrias, entre otros.